“Esto nunca fue lo que era”

Alejandro Llano se acerco en la tarde de ayer a Bilbao y con toda intención, nos dejó rastros de su sabiduría. De lo mucho que dijo he seleccionado unas pocas frases que no reflejarán el extenso y profundo contenido de su conferencia pero que dejaron su rastro en mi mente.

Nos hablo del hoy de la educación y al hablar de la actualidad del sistema educativo hablo sin querer, dejo caer con toda intención, su opinión, su saber, sobre los temas clave de la actualidad, que no son otros que los que afectan a la persona.

Estas son las píldoras que almacene y sigo procesando. (nota: lo que aquí se escribe responde a mi limitada y selectiva capacidad de percepción y por tanto no compromete a A.Llano):

  • La clave en este momento es tener ideas nuevas
  • Error: “Se piensa que haciendo cosas la gente aprende… sólo haciendo no aprendes nada, haces ejercicio”
  • La paradoja es como hemos conseguido con más medios tener una educación peor
  • Tenemos que preguntarnos cuando hemos aprendido, con el activismo bullicioso o con el silencio creativo (de profundización, de maduración , de crecer por dentro)
  • Las nuevas tecnologías son de letras. Las nuevas tecnologías están para desmecanizar las cosas
  • Lo que le sobra al sistema educativo es organización
  • Lo importante es la fecundidad, que siempre implica apostar a largo plazo, no la eficacia
  • La creatividad se logra buscando la novedad
  • Educar no es domesticar. Educar es amar
Anuncios

Un principio del Diseño: “Para ser simple hay que Pensar”

simplicity

Cuenta el NYT (April 26, 2010) que cuando le presentaron al General al frente de la tropas US y NATO,  la imagen Power Point que reproducía la complejidad de la estrategia en Afganistán, respondió secamente : “When we understand that slide, we’ll have won the war.” La tecnología había sustituido al pensamiento humano.

Este es una de los principales problemas de hoy en día: la embriaguez de datos y la ausencia de comprensión. Parece que nos conformamos con retratar la complejidad y nos olvidamos del diseño: de encontrar la simplicidad que nos ayude a comprender, tomar decisiones, actuar y aprender; a completar el ciclo del conocimiento.

USA fracasó en Vietnam por separar el pensamiento del conocimiento. El Pentágono aplicó los modelos más sofisticados de planificación estratégica basándose en la información (conocimiento de segunda mano). Sus conclusiones diferían del conocimiento de “primera mano” que estaba en la experiencia de las tropas en Vietnam (The Rise and Fall of Strategic Planning H.Mintzberg).

Pasado el Siglo, el problema permanece. Hoy tenemos nuevas herramientas pero seguimos ahorrándonos el esfuerzo de pensar (R. Alvira).

Y esto también afecta a la manera en la que nos relacionamos, ponemos en común, nos comunicamos con los otros. Con nuestras múltiples audiencias. Hoy llamadas stakeholders por su capacidad de influir en nuestra capacidad, personal y organizacional, de crear valor.

Hemos avanzado mucho en el desarrollo y empleo de herramientas que nos ayuden a retratar la complejidad. Seguimos ahorrándonos el esfuerzo de alcanzar la simplicidad. Nos falta diseño.

Innovar….

No ha perdido actualidad la pregunta planteada por P.F.Drucker ¿Cómo podemos superar la resistencia a la innovación en las organizaciones actuales? Cuando la innovación, nos dice a continuación, es percibida como algo heroico, la tarea de unos pocos, el logro de los elegidos, y tantas frases y sentencias de quienes persiguen el éxito personal, entonces no hay innovación: “Innovation must be part and parcel of the ordinary, the norm if not the routine.

Y en esta tarea de hacer de la excepción norma, de lo extraordinario ordinario, de la práctica cultura, la gestión de la marca desde su perspectiva interna (la marca como herramienta no sólo de marketing, en este caso de desarrollo organizacional) es imprescindible.

Si queremos hacer de la innovación cultura e identidad de nuestra organización, tenemos que marcar la innovación. GE – imagination at work lo ha entendido y practicado desde sus inicios. En Apple, la innovación y la creación de significado no es una tarea departamental, de unos pocos, forma parte de su ser y de su hacer. Para Starbucks marca e identidad van unidas y se comunican en sus productos, en sus espacios, en el comportamiento de las personas, en la relación con sus clientes.

Innovation, brand it or lose it. (Davis Aaker) La innovación forma parte de la Identidad de cada Organización. La comunicación, lo que decimos y como lo decimos, es una expresión de nuestra identidad, de quienes somos, de como pensamos, de que tenemos para los demás. Innovación es el eje de las marcas.

Pero innovación, que me perdonen los ingenieros, no implica High Tech, Cada vez que reducimos la innovación al resultado de procesos de I+D o como dicen ahora I+D+D, estamos dificultando la tarea de innovar. Peter Drucker lo expresaba de forma más clara y precisa: “Indeed, high tech is the one sector that is not part of this new “technology”, this “entrepreneurial management”. The Silicon Valley high-tech entrepreuners still operate mainly in the ninteenth-century mold. They still believe in Benjamin Franklin’s dictum: “If you invent a better mousetrap the world will beat a path to your door.” It does not yet occur to them to ask what makes a mousetrap “better” or for whom?” (Innovation and Entrepreneurship).